10 octubre 2010

Cormoran grande





Durante el otoño e invierno del Guadalteba, es frecuente observar bandadas de cormoranes (Phalacrocorax carbo) merodeando en las zonas con aguas embalsadas, donde encuentran abundantes peces que son la base de su dieta.

Su aspecto es inconfundible, tiene forma de pelicano y su tamaño es grande pudiendo llegar al metro de longitud.

Anida sobre los árboles y en forma de concentraciones densas, lo que en ocasiones determina la rotura de ramas enteras de sus posaderos.

Se localizan en muchas partes, existiendo subespecies en todos los continentes, lo que no le resta espectacularidad a su avistamiento. Se alimentan de peces, son muy voraces y a veces se les puede observar permaneciendo largo rato sumergido buscando peces.

En estas imágenes se observan a los cormoranes en vuelo y posado en sus asentadero donde con frecuencia construyen sus nidos. Tambien es fácil observarlos posado sobre una rama en espera de una presa que llevarse al pico..

Especialmencion merece su desgarrador grito especialmente en las primeras horas de la mañana rompiendo el sonido del amanecer.

Merece la pena un madrugon solamente para apreciar este ave desde algun escondite en las orillas del Gaitanejo

Publicar un comentario